Un tigre tiene la triple corona

El receptor avileño Lázaro Ramón Marín, quien cumplirá 21 años este 9 de junio, es la sensación en el bateo en la actual campaña sub 23, al acaparar los departamentos de ofensiva: 430 de average; 8 jonrones y 30 remolcadas.

“Estos resultados se los debo a mi director técnico Yoelvis Charles, quien ha estado al tanto de toda la preparación”: así confesó el joven prospecto de la pelota cubana a este periodista.

En cuanto a la fuerza con el madero en mano, comentó que desde su etapa juvenil se ha distinguido como slugger. Recordó que en el 2017 disparó siete cuadrangulares que resultó récord en esa categoría.

Quien lleva tres años en el equipo provincial de Ciego Ávila, aspira a alcanzar la titularidad en la receptoría para la 59 Serie Nacional. Foto: autor.

La joven promesa, que ha participado en tres Series Nacionales con los Tigres de Ciego de Ávila, tiene como referencia en su posición al tunero Yosvani Alarcón: “Lo que más admiro de él es su fuerza en el bateo”, sentenció.

Marín, quien lleva el 27 en su espalda, reveló que prefiere el número 51, pues desde niño sintió simpatía por el habanero Juan Carlos Linares.

Su nombre, Lázaro Ramón Marín, ya es referencia para los niños que se inclinan por la receptoría. A la interrogante sobre sus sueños inmediatos; no titubeó: “Vestir el uniforme del equipo CUBA”.

Video:

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *